sábado, 28 de febrero de 2015

LA PRIMERA CASA DE PAUL FUE SUBASTADA

Liverpool, 28 de febrero (Calico Skies Blog).-
Fuente: ABC (España)

La casa de Liverpool de Paul McCartney se subastó el pasado jueves por 150.000 libras (206.000 euros). El afortunado comprador ha preferido permanecer en el anonimato. La venta tuvo lugar en The Cavern Club, una sala a la que los Beatles eran asiduos al principio de su carrera.
En 1947, el cantante se trasladó a esa casa junto con toda su familia. Allí vivieron seis años. Paul Beesley, un apasionado de los Beatles, comentó al Daily Mail que el inmueble tiene un valor sentimental incalculable para los fans del legendario grupo. Al parecer, en esa casa el cantante pasó los años del colegio. «Allí empezó a tocar la trompeta, su primer instrumento. Su padre formaba parte de unabanda de jazz», comentó Beesley. Andrew Brown, el jefe de la subasta, aseguró estar «encantado de haber vendido esta pieza icónica de la historia de los Beatles y Liverpool». «Todas las casas en las que vivieron los Beatles han sido compradas por verdaderos fans. Los Beatles forman parte de la cultura de Liverpool y también de Inglaterra», agregó Andrew Brown.

jueves, 26 de febrero de 2015

PAUL ESTUVO DE PASO POR VERMONT

Vermont, 26 de febrero (Calico Skies Blog).-

Paul McCartney aun cuando no publica un disco, una canción o realiza un concierto es noticia. El domingo visitó Peru, en Vermont, Estados Unidos, y se dio un tiempo para almorzar en 'J.J. Hapgood General Store And Eatery', un local gastronómico vegetariano muy tradicional de ese lugar.
La dueña, Juliette Britton (apellido como el ex baterista de Wings), atendió personalmente a Paul y lo hizo como exigía la situación. A su vez, Macca accedió a una fotografía y Britton le confesó que su canción favorita es 'Jet'.
Paul aprovechó la ocasión en Vermont para esquiar junto a su esposa Nancy.


miércoles, 25 de febrero de 2015

McCARTNEY ENCABEZA EL FESTIVAL FIREFLY

Londres, 25 de febrero (Calico Skies Blog).-




Paul McCartney ya tiene algo qué hacer en junio y se trata del festival Firefly, que se realiza desde el año 2012 en un ambiente campestre, que lo tendrá como artista destacado en una extensa lista de artistas que tocarán entre el 18 (el día del cumple 73 de Macca) al 21 de junio en Delaware, Estados Unidos. Macca lo confirmó en su cuenta oficial de Twitter y se presentaría en The Woodlands el 19 de junio. 





martes, 24 de febrero de 2015

CANCIÓN DEL DÍA: 'VENUS AND MARS'

La duración del tema 'Venus And Mars', que le dio nombre al disco de Wings en 1975, es breve, pero su historia tiene varios datos que la hacen muy interesante, más allá de la sonoridad y encanto que tiene.

Nos situamos en enero de 1975 cuando Paul McCartney le dio inicio al proyecto del álbum sucesor del exitoso y soberbio 'Band On The Run'. Por entonces, un halo de misticismo, meditación, astrología y comunicación interplanetaria impregnaron las composiciones de varios artistas reconocidos como David Bowie con el disco 'Space Oddity' y Pink Floyd con la obra 'The Dark Side Of The Moon'. McCartney, siempre atento a lo que sucede a su alrededor, no quedó exento y encontró una referencia, una idea y una simbología a partir de los dos planetas más cercanos a la Tierra: Venus y Marte.

Sin embargo, la referencia a esos cuerpos celestes le disparó otra significación a Paul a partir de un encuentro casual durante la fiesta que se organizó luego de la finalización del álbum. Fue cuando alguien saludó a Linda McCartney con 'Hey Venus!' y a Paul con 'Hey Mars!'. Ahí se encendió una luz en la mente de Macca: "Oh, por Dios! De eso se trata; es mujer y hombre, es hombre y mujer. Nunca lo había pensado de esa manera... 'Venus y Marte están muy bien esta noche...'. Me pareció precioso", expresó Paul en la remasterización del año pasado. 

De esa manera, y casi proponerselo, McCartney tenía a Venus y Marte como nuevos alter-ego para él y Linda. "Se trataba de planetas y una historia sobre el espacio y como íbamos a tocar en grandes estadios (esos lugares en Estados Unidos y Europa comúnmente se denominan 'arena') ya tenía una buena apertura con 'Sitting in the stand of the sports arena...", recordó McCartney. Esa frase funcionó a la perfección y de hecho marcó el inicio de los recitales de Wings de mediados de los setenta.
Vale recordar que McCartney por esa época también estaba influido por el libro 'Foundation' de Isaac Asimov cuya temática era de ciencia ficción y una idea vinculada al transporte a Marte o Venus.
Para algunos críticos tampoco faltó una interpretación beatle: la historia de Venus y Marte también podía ser un relato sobre la cercanía entre dos mundos diferentes, pero parecidos: Paul McCartney & John Lennon. Luego de la ruptura de Los Beatles, en 1970, se expusieron diferentes peleas entre Paul y John, pero con el correr del tiempo la relación mejoró. De hecho, se reencontraron en 1974 para la jam con Stevie Wonder y hasta se fantaseó con una participación de Lennon en el disco. Entonces, las pistas tales como 'a good friend of mine' o 'strawberry wine' (por la canción 'Strawberry Field Forever') daban cuenta del acercamiento entre dos de los mejores compositores en la historia del rock.

'Venus And Mars', más allá de haber servido como apertura del álbum, de los conciertos y como ligazón de 'Rock Show' con sus consistente 1' 19" de duración, tiene la versión 'reprise' (al estilo 'Sgt. Pepper') en el disco que acentúa su estilo galáctico con efectos puntuales que recrean ese sonido 'espacial'. Su grabación se produjo el 29 de enero de 1975, en los estudios Sea-Saint de Nueva Orleans y los overdubs se registraron el 26 de febrero de ese año en el estudio 3 de Wally Heider, en Los Angeles.

Afortunadamente, 'Venus And Mars' no solo fue interpretada en vivo entre 1975 y 1977. Paul recurrió a ella, junto a una versión recortada de 'Rock Show' para la gira 'Up And Coming' de 2010 y 'On The Run' de 2011. La primera vez que Wings la presentó en sociedad fue el 9 de septiembre de 1975 en Southampton, Inglaterra.





Letra de 'Venus And Mars':
Sitting in the stand of the sports arena
Waiting for the show to begin
Red lights, green lights
Strawberry wine
A good friend of mine
Follows the stars –
Venus and Mars 
are alright tonight




FICHA
Intérprete: Wings
Compositores: Paul & Linda McCartney
Track N°1 del disco 'Venus And Mars' de 1975.

Paul McCartney: Voz y coros, bajo, guitarra eléctrica, piano y percusión
Linda McCartney: Piano
Denny Laine: Moog, cítara
Jimmy McCulloch: Guitarra eléctrica, guitarra acústica de 12 cuerdas
Joe English: Bateria
Tony Dorsey: Clarinete

Productor: Paul McCartney
Mezcla y grabación: Alan O'Duffy
Asistente: Biff Dawes


sábado, 21 de febrero de 2015

PAUL VUELVE A TENER UN TOP 5 DESPUES DE TRES DECADAS

Buenos Aires, 21 de febrero (Calico Skies Blog).-


Paul McCartney tuvo un comienzo de año bastante movido con sorpresivas colaboraciones que se plasmaron desde el primer día del año con la canción 'Only One' junto al rapero Kanye West y que se profundizó con el single 'FourFiveSeconds' de la cantante Rihanna y con otro aporte de West. Este último trabajo tuvo su gran momento con la presentación en la ceremonia de los premios Grammy y que constató el buen recibimiento que tuvo entre los oyentes.



Sin embargo, más allá del nuevo paso artístico de McCartney, hay otro dato que es insoslayable. Si bien los números pueden resultar fríos (a veces no se complementan con calidad) y en la música tienen mucha relevancia para quienes se inician, no está para nada mal saber que Paul vuelve a tener un single Top 5 después de tres décadas. En este sentido, las colaboraciones o los duetos fueron provechosos para Macca si de ventas o posiciones en los charts nos referimos.




Con 'FourFiveSeconds', McCartney puso fin a un período de 31 años sin tener una canción entre las cinco más escuchadas de Estados Unidos y el Reino Unido. En el listado de la prestigiosa 'Billboard', la colaboración con Rihanna y West llegó al puesto cuatro. Idéntica posición obtuvo en el ránking oficial de la BBC de Londres. Esto no ocurría desde fines de 1983, cuando Paul publicó 'Pipes Of Peace', el single que le dio título al álbum, y que fue número uno en Reino Unido y Estados Unidos. Anteriormente, el tema 'Say Say Say' en dueto con Michael Jackson había escalado hasta el puesto uno en 'Billboard Hot 100' y número dos en Reino Unido. Desde 'Pipes Of Peace', lo mejor que ofreció McCartney en los ránkings fue 'No More Lonely Nights' (N° 2 en UK  y N°6 en EEUU) y las participaciones en 'Ferry Cross The Mersey' de 1989 y 'He Ain't Heavy, He's My Brother' de 2012 que llegaron a la cima del chart británico, ambas con el objetivo para recaudar fondos para diferentes causas y con un largo listado de artistas.

'FourFiveSeconds' se transformó en un gran éxito en el inicio de 2015 que fue número 1 en Australia y Suecia; número dos en Nueva Zelanda y Francia; cuarto en España y quinto en Alemania.

jueves, 19 de febrero de 2015

CANCIÓN DEL DÍA: 'THE OTHER ME'

Buenos Aires, 19 de febrero (Calico Skies Blog).-

El proyecto 'Pipes Of Peace' resultó un trabajo de rompecabezas para Paul McCartney con la inclusión de canciones que no fueron incluídas en 'Tug Of War', más su colaboración estrecha con Michael Jackson y un puñado de nuevas obras. Entre esas novedades, con cierto perfil bajo cercano a una pequeña joya oculta, aparece 'The Other Me', tradicional, pero no tanto del estilo McCartniano: una creación simpática que puede interpretarse como una catarsis y reflejo de quienes se sientan identificados.

Paul inicia la canción con la frase: "I know I was crazy fool..." y desde ese entonces ya nos atrapa. Y lo hace con una línea bien a lo McCartney: un hombre que está fastidiado, que puede decirlo de una manera más brutal (¿a lo Lennon tal vez?), pero elige adjetivos que suavizan la situación. Es alguien que sabe que se equivocó en una ocasión puntual y trata de restablecer el vínculo con evidentes signos positivos. No lo sabemos con exactitud y pruebas concretas, pero parecen un ofrecimiento de disculpas a Linda por alguna discusión matrimonial.

Un McCartney acercando sus disculpas también se escuchó diez años antes de 'The Other Me', en el disco 'Red Rose Speedway' con Wings, cuando cantó 'Only One More Kiss', una balada con toque country: "Only one more kiss / I didn't mean to hurt you little girl..." Y aquella vez, Paul también dijo algo que a la chica no le pareció adecuado ("I said a foolish thing last night / I didn't think you'd take it bad") en una situación que nos retrotrae a una de sus obras maestras, 'Yesterday'.

McCartney va desarrollando la historia, bajo la tonalidad de Re mayor y una letra extensa, que narra al hombre que tiene su 'otro yo' y trata de controlar. De aquí también pueden deducirse las dualidades planteadas en 'Tug Of War', los rastros de ese disco que en 'Pipes Of Peace' también se encuentran en el tema 'Keep Under Cover' de manera más definida, pero porque este último se concibió en plena producción para el sucesor de 'McCartney II' y 'The Other Me' se generó con 'Pipes Of Peace' en construcción.

"Esta canción es la que habla del otro hombre que tengo dentro, mi otro lado que está acechando y esperando para salir. Hay un costado de mí que no me gusta mucho y hay otro lado que es el que más prefiero. La cosa es que trato de tener más contacto con el lado que me gusta y controlar el otro que me disgusta, en lugar de dejarlo a la deriva", manifestó McCartney sobre 'The Other Me'.

'The Other Me', grabada en octubre de 1982 (AIR Studios, Londres), parece y no parece un tema de McCartney. Es simple, agradable y con una buena melodía, pero la interpretación de los instrumentos no sugieren que sea del sello McCartniano, en especial por el acompañamiento en batería y percusión (los tiempos de la pandereta) que tienen un semblante electrónico, como derivado de una máquina. Si bien el álbum entero fue producido por George Martin, como continuidad de 'Tug Of War', y con Geoff Emerick como ingeniero de sonido, tampoco encontramos ese estilo tan definido.

Sin embargo, es una de nuestras canciones favoritas del disco 'Pipes Of Peace' y siempre es bueno tenerla en un tracklist de cualquier reproductor para escucharla. 




Letra de 'The Other Me':
I know I was a crazy fool
For treating you the way I did
But something took hold of me
And I acted like a dustbin lid
I didn't give a second thought
To what the consequences might be
I really wouldn't be surprised
If you were trying to find another me
The other me would rather be the glad one
The other me would rather play the fool
I want to be the kind of me
That doesn't let you down as a rule
I know it doesn't take a lot
To have a little self-control
But every time that I forgot
Well I landed in another hole
But every time you pull me out
I find it harder not to see
That we can build a better life
If I can try to find the other me


But if I ever hurt you
Well you know that it's not real
It's not easy living by yourself
So imagine how I feel

I wish I could take it back
I'd like to make a different mood
And if you let me try again
I'll have a better attitude
Well I know that one and one makes two
And that's what I want us to be
I really would appreciate it
If you'd help me find another me

FICHA:
Intérprete: Paul McCartney
Compositor: Paul McCartney
Track 3 de 'Pipes Of Peace' de 1983

Paul McCartney: Voz, coros, bajo, guitarra eléctrica, piano, sintetizador, percusión

Productor: George Martin
Ingeniero de sonido: Geoff Emerick

lunes, 16 de febrero de 2015

MACCA TOCÓ CON TAYLOR SWIFT Y JIMMY FALLON EN LA FIESTA DE 'SNL'

Nueva York, 16 de febrero (Calico Skies Blog).-



Paul McCartney tiene una fija este año: tocar con todos. A sus colaboraciones con Rihanna y Kanye West, ahora le sumó un dueto con la cantante Taylor Swift para 'I Saw Her Stading There' en el escenario de la fiesta del programa estadounidense 'Saturday Night Live' que celebró su 40 aniversario.

La fiesta, que fue captada por algunos de los asistentes al evento privado, fue completa junto al conductor Jimmy Fallon que acompañó a Paul y Taylor, no solo para entonar el clásico beatle, sino también para 'Shake It Off' de la cantante y actriz estadounidense de 25 años, de manera algo improvisada, con Paul sacando los tonos en el momento.

Lo curioso fue ver a McCartney con un bajo que no era el Hofner.